Cuáles son las estafas online en las que mayor caen las personas

La mayoría de las estafas se dan de manera virtual. Por eso la falta de experiencia de los usuarios en este medio les juega en su contra dando paso a la proliferación de distintas modalidades de estafas o robos por medio de métodos que utilizan los ciberdelicuentes para acceder las cuentas bancarias.

La ciberdelincuencia aumentó 3.000% en 2020, según un informe de la Unidad Fiscal Especializada en Ciberdelincuencia (UFECI). opinandosannicolas

Los delincuentes atraen la atención de usuarios de dinero digital para hacerse de datos personales y, con ellos, hacerse pasar por el cliente para perpetrar robos, hacer consumos con sus tarjetas o pedir préstamos de rápido otorgamiento.

Ventas y promociones falsas

Al momento de efectuar una compra online, el interesado tiene que cerciorarse que el vendedor tenga ciertas referencias o actividad comprobada en el rubro.

Este tipo de estafa es la más sencilla y burda, pero no por ello menos común: se ofrece un producto por los canales de venta digital convencionales o redes sociales como Instagram o Facebook, se cobra por la operación y el producto nunca es enviado.

Phishing

Se trata de una práctica delictiva por medio del envío de un mail a los clientes para que ingresen a páginas web falsas, que semejan a sitios de bancos o empresas financieras, en las que el desprevenido ingresa datos confidenciales o claves que le son solicitados.

También los delincuentes envían correos electrónicos en donde alertan al destinatario sobre la eventual baja de una tarjeta de crédito y se remite a un link para llenar datos personales: esta información luego es utilizada para acceder al dinero en la cuenta.

Fraude con tarjeta de crédito 

Los fraudes con tarjeta de crédito también son muy comunes y consisten en captar datos del tenedor del plástico y utilizarlos para efectuar operaciones como transferencias a terceros u otros fraudes como la solicitud de préstamos personales, para luego transferir o retirar el dinero.

Con el conocimiento de las credenciales de acceso al homebanking se ingresa a las cuentas y se las vacía antes que el usuario llegue a advertirlo.

Nuevos bancarizados

Uno de los principales cambios que deja la pandemia es el salto en bancarización de usuarios que, por ejemplo, crearon millones de nuevas cuentas para acceder a los programas como el Ingreso Familiar de Emergencia (IFE) o que comenzaron a usar billeteras digitales para pagar consumos cotidianos.

Los bancos definen como “inteligencia o ingeniería social” las tareas de rastreo que practican los ladrones para recabar información confidencial a través de redes sociales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *